Soñando con Hermana y su significado

Soñando con Hermana y su significado

La figura de la hermana en sueños es generalmente positiva . La antigua tradición acentúa en este arquetipo los atributos de ayudante amorosa y desinteresada , un elemento femenino virginal (= despojado de connotaciones sexuales) en el que depositar una confianza ilimitada, a través de las principales dificultades de la vida.

Esta bondad absoluta e inflexible obliga a confrontarse y juzgarse a sí mismo.

Inconscientemente, surgen preguntas “incómodas”: “¿Qué he hecho para merecer tanta bondad? y “¿Seré capaz de estar igualmente disponible? Aquí están los elementos que pueden emerger de la desarmonía, más que cualquier otra cosa de la comparación y el juicio (¡automático!) que resultan con su propia interioridad.

Muchas fuentes reportan conceptos como “celos”, “envidia”, “conflictos”, y esto es correcto, pero todos ellos se refieren a la psique del soñador que se encuentra en la presencia de un arquetipo de perfección idealizada.

Por lo tanto, en su significado básico, soñar con la hermana es un síntoma que se enfrenta con valentía a una situación de paso fundamental en la vida de uno, y se buscan figuras de referencia poderosas de las que obtener ayuda.

Esta ayuda se traduce, en última instancia, en una medición exacta de las propias capacidades a través de una comparación ideal. Veamos algunos ejemplos más específicos.

SUEÑO MÁS RELAJANTE

El sentimiento de “confrontación ascendente” es probablemente más pronunciado. La hermana mayor es de alguna manera una fusión entre la “hermana pura” y la “gran madre”. La necesidad de seguridad, de aliados concretos, de abandono, de descanso psicofísico.

Relájate: si eres capaz de hacer esta comparación, significa que vales más de lo que piensas y que tendrás éxito en cualquier situación.

SUEÑO MENOS AGRADABLE

Ella es la hermana pura. Puede estar tranquila, sonriente, segura de sí misma, en un momento positivo y feliz (por ejemplo, matrimonio, embarazo, etc.): en estos casos significa que estás en el buen camino, que conoces y confías en ti misma.

Pero también puede llorar, estar triste, sufrir, estimular el instinto de protección del soñador.

Atención: significa que te estás engañando a ti mismo, que no quieres ver o enfrentarte a tu propia fragilidad o debilidad, y que la proyectas sobre una figura externa.

Otra vez: pelea, envidia, celos, molestias: la ira contra ti mismo te impide ver tus defectos e intervenir para mejorarlos.

Los cambios que se están produciendo son abrumadores, se refieren a macroestructuras de nuestra personalidad que vacilan o están a punto de colapsar.

Si el sueño es la causa de ansiedades que persisten incluso cuando estamos despiertos, es un síntoma de que necesitamos ayuda concreta para resolver la situación. Si lloras mucho durante el sueño, en cambio, significa que reconoces que tienes dentro de ti mismo las facultades para superar el momento.

Si la emotividad del sueño, por otro lado, está “bajo control”, es probable que ya hayamos superado con éxito el punto crítico.

En perspectiva, un sueño positivo: la crisis es tan fuerte que tendrá que ser superada, y saldrá más fuerte; por eso la tradición le asigna a este sueño un presagio positivo .

DESEO DE SUEÑO / TRANSPORTE AL SOREL

Indica un alto grado de coherencia consigo mismo en su versión positiva, especialmente cuando el “transporte” es platónico; pero puede ocultar peligrosos escollos de autorreferencialidad, de excesiva atención a uno mismo en detrimento de los demás, hasta una voluntad reprimida de dominación y control en los aspectos más carnales de tal deseo.

En estos casos, es aconsejable profundizar en la naturaleza de lo que nos involucra, quizás con la ayuda de un experto.

HERMANA DIFUNTA

Aparte de la comprensible nostalgia por el ser querido, que se refiere a los aspectos personales de cada uno, “recordar” a la hermana desaparecida, a nivel onírico/arquitectónico, no difiere en nada de soñar con la hermana viva.

Por lo tanto, lo que se ha dicho anteriormente se aplica a las demás cifras. Véase también “Soñando con la muerte“.

 

Dejar comentario